Arneses sexuales

Los arneses sexuales están diseñados para ajustarse al cuerpo, hacerte sentir cómodo y seguro y poder dar rienda suelta a todas tus fantasías. Te hará sentir poderoso, gracias a los Strap-On tú llevas el control de esos encuentros íntimos tan apasionados. Elige el que más se adapta a tus deseos y haz de cada relación sexual una nueva experiencia.  

Los arneses sexuales están diseñados para ajustarse al cuerpo, hacerte sentir cómodo y seguro y poder dar rienda suelta a todas tus fantasías. Te hará sentir poderoso, gracias a los Strap-On tú llevas el control de esos encuentros íntimos tan apasionados. Elige el que más se adapta a tus deseos y haz de cada relación sexual una nueva experiencia.  

Más »
por página
por página

¿Que son los arneses sexuales?

Un arnés sexual, también conocido como Strap-On, es un juguete para adultos perfecto para la penetración en pareja. Con él no notarás casi la diferencia entre una penetración con un pene real y la hecha a través de un arnés sexual.

Los strap-on están pensados para utilizarlos por todo tipo de parejas, heterosexuales que buscan nuevos juegos, lesbianas que quieren incluir la penetración en sus relaciones, gays que quieren sentir nuevas formas de penetrar… borra esa idea que tenías sobre los arneses sexuales y lánzate a descubrir todas las nuevas posibilidades que ofrecen.

¿Qué tipos de arneses sexuales hay?

La variedad de arneses es muy amplia. Puedes encontrar desde arneses eróticos con dildos realísticos, huecos, arneses que no necesitan sujeción extra, hasta con vibrador y de doble penetración. ¿Y si pudieras combinarlo todo? Con los arneses sexuales puedes. Son perfectos para jugar, para provocar y finalmente introducirlo tanto por la vagina como por el ano.

Nos ofrecen muchas maneras de divertirnos y hay tantos tipos que seguro que hay alguno que se ajusta a lo que estás buscando. El strap on con correa se ajusta a la cintura, cadera y glúteos mediante unas tiras autoregulables o elásticas, por eso es tan cómodo. Tan solo tienes que colocártelo y disfrutar del poder que te aporta. De esa sensación de llevar el control y dirigir el placer.

Si buscas una mayor sensación de libertad sin perder nada a cambio, prueba los arneses dobles con y sin sujeción. Son fáciles de colocar, de usar y sentirás que son una extensión más de ti. Con formas ergonómicas se adaptan a tu pubis y al de tu pareja para que nada se pare en el momento menos indicado. Una parte para ti y otra la puedes introducir en tu pareja. Son aptos para penetración vaginal y anal.

Para conseguir un poco más de movimiento y aumentar la temperatura, prueba a usar un arnés con vibrador. El arnés vibrador es la combinación perfecta. Ajustado a ti y pensado para que des el máximo placer. Entre tu movimiento de cadera y las vibraciones, ningún amante se podrá resistir a este arnés sexual y juguetón.  

Pero los tipos de arneses no se quedan aquí, porque puedes aunar la sensación de autonomía con un arnés doble sin cuerdas que además también vibre. ¿Se te ocurre algo mejor? Sí, que puedas penetrar y penetrarte doblemente y que todo ello siga un ritmo fluido a través de la vibración. Son los arneses sin cuerda con vibración y estimulación anal. La doble y triple penetración con vibración ya es una realidad.

Los arneses huecos son otra opción para hombres que quieren disfrutar de un sexo con un pene muy erecto y duro en todo momento. Dependiendo del material, el tacto será muy realista y las sensaciones infinitas. 

¿Cómo se coloca y utiliza un arnés sexual?

Usar un arnés es muy sencillo. En el caso de los arneses con tiras, tan solo hay que colocárselo y ajustarlo a la cintura o cadera. Asegúrate de que está en el punto exacto, que no queden las cintas flojas, pero que tampoco te aprieten demasiado para que te sientas seguro pero cómodo a la vez. Si el arnés autoajustable tiene un doble dildo, aplícale al de la parte interior un poco de lubricante para introducírtelo y una vez puesto, y tras comprobar que te sientes a gusto con él, ya puede empezar el juego.

Si se trata de un arnés vibrador comienza por explorar los diferentes ritmos y velocidades que tiene el juguete. Siempre la vibración nos da ese punto de excitación pensando en qué es lo que va a venir después y la penetración es más fácil. El modo de usarlo es muy similar a un strap-on convencional, introdúcetelo primero tú si es para doble penetración e introduce el otro extremo en tu pareja. Deleitaros explorando los límites de vuestras sexualidades. Seguro que se os ocurren muchas nuevas maneras de jugar.

Con los arneses dobles sin cuerdas te olvidas de ajustarlo y mirar si lo has colocado bien. Tan solo tienes que aplicar lubricante a la parte que te vas a meter y una vez que te sientas cómoda y segura, comienza la acción. Penetra vaginal o analmente a tu pareja, no hay límites para disfrutar de los strap-on. Son tan diversos como tus fantasías, no entienden de límites.

Hay arneses dobles con varias formas. Algunos tienen una parte curva para conectar el cuerpo de tu pareja con el tuyo sin que se pierda la penetración en ningún momento. Las texturas y materiales también son muy importantes porque a veces son demasiado resbaladizos y si no lo consigues sujetar bien con el suelo pélvico, sentirás que se escapa todo el rato. Por ello, es recomendable que prestes atención al material y la forma de él para que se adapte lo mejor posible a vuestras necesidades. Si además quieres sumarle un extra, los dobles arneses con vibración son una experiencia muy satisfactoria.

Los arneses huecos son sencillísimos de usar, se colocan con sus tiras, se ajusta y se introduce el pene en el dildo hueco que viene ya insertado en el arnés hueco. Así no temerás flaquear en medio de las relaciones ni sentirás la presión de no conseguir la erección que a tu pareja le gustaría. Tan solo déjate sentir y disfruta. Este te ayudará a ganar seguridad y a ver que tus relaciones pueden ser muy satisfactorias.

¿Con quién se puede utilizar?

Con quien tú quieras. Está claro que el objetivo principal de los arneses eróticos es la penetración. Pero este juguete nos ofrece muchas maneras de divertirnos sexualmente. Puedes usarlo en los preliminares para ir caldeando el ambiente, usar una parte de él y luego colocarlo bien para seguir hasta el final.

Estos arneses sexuales no son exclusivos de las parejas de mujeres que quieren usar la penetración como un juego más en sus relaciones, las posibilidades son muchas, así que parejas heterosexuales y homosexuales pueden usar arneses sexuales de igual manera. Además, es una buena forma de explorar nuevos territorios. 

¡Producto añadido al comparador!